www.economiadehoy.es

Dagostino Ferrari incorpora nuevas tecnologías a sus servicios inmobiliarios

Dagostino Ferrari incorpora nuevas tecnologías a sus servicios inmobiliarios
Ampliar
viernes 02 de febrero de 2018, 19:01h
La incorporación de las nuevas tecnologías se ha convertido en una obligación para los emprendimientos y negocios, si es que éstos quieren llegar a todo el público consumidor.
Los negocios inmobiliarios no escapan a esta realidad, y deben incluir la tecnología en el servicio que ofrecen, obligando a muchas inmobiliarias a cambiar por completo el modo de trabajo.

Esto es así ya que existe un grupo etario denominado “millennials”, que son aquellos jóvenes de entre 18 y 35 años que no conciben tener que completar formularios, o cumplimentar requisitos, papelería burocrática, ni tener que dirigirse personalmente a un local comercial a entrevistarse con un agente inmobiliario.

Los millennials son la generación de la inmediatez, y buscan las propiedades a través de internet, y si es posible, perfeccionan la operación de manera digital.

La relación de los jóvenes con internet y el modo en que las inmobiliarias ofrecen sus servicios a su público se ha presentado en los últimos tiempos como una verdad indiscutible, y ha obligado a las cámaras inmobiliarias, tanto en Argentina como España, a tener que repensar la manera de ofrecer el servicio.

De hecho, el sector inmobiliario considera hoy en día que todo debe estar al alcance del consumidor, en las plataformas digitales que el cliente desee utilizar. Por ello, las inmobiliarias se encuentran en la actualidad ante el desafío de cambiar la lógica de trabajo que venían realizando, e incorporar sitios web adaptables a celulares, aplicaciones, fan page en Facebook, entre otros servicios. Las inmobiliarias publicitan las propiedades a través de estos medios, incluyendo gran cantidad de fotografías, especificaciones de la propiedad, ubicación, precio, condiciones de pago y hasta planos de la vivienda. Incluso, algunas de ellas atienden las consultas de sus clientes a través de Whatsapp o Skype, posibilitando evacuar consultas de distintas partes de Argentina y del mundo.

Dagostino Ferrari inmobiliaria en Rosario, Argentina ha incorporado en los últimos años un servicio totalmente digital para sus clientes. Al ingresar a su sitio web (www.dagostinoferrari.com.ar) el cliente podrá seleccionar dentro del menú, según busque propiedades para alquiler o para compraventa. El servicio de Dagostino Ferrari inmobiliaria incluye, asimismo, un mapa interactivo, el cual permite al cliente ubicar la propiedad de su preferencia en el mapa de la ciudad de Rosario. El cliente podrá buscar no solamente alquiler o compraventa de propiedades de inmuebles destinados a vivienda, sino también alquiler o compraventa de locales comerciales, garajes, campos, galpones, por citar algunos.

El sitio web de Dagostino Ferrari Inmobiliaria incluye un buscador. En el mismo, el cliente deberá completar algunos campos que el sitio solicita, como tipo de operación, tipo de propiedad, cantidad de habitaciones, y al hacer click en el botón “buscar” el sitio web seleccionará para el cliente la propiedad o las propiedades que mejor se ajusten a sus necesidades.

Dagostino Ferrari Inmobiliaria atiende consultas de España y países de habla hispana, así como de distintas ciudades de Argentina, gracias a su servicio de Skype y Whatsapp. El staff de Dagostino Ferrari responde a las inquietudes de sus clientes rápida y efectivamente, brindando así un servicio profesional e integral.

Artículo original Dagostino Ferrari incorpora nuevas tecnologías a sus servicios inmobiliarios publicado en comunicae.es

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.