www.economiadehoy.es

Seguros para coches clásicos

Seguros para coches clásicos
Ampliar
martes 12 de junio de 2018, 17:39h
Vamos a ver a continuación qué nos puede pedir una compañía de seguros para asegurar nuestro vehículo clásico y qué le debemos pedir nosotros a ella para conseguir un buen seguro.

La mayoría de las compañías de seguros pedirán que nuestro vehículo clásico -coche o moto- y nosotros mismos cumplamos una serie de requisitos para poder hacernos el seguro. Los más comunes son que el vehículo tenga más de 20 años, que no se use todos los días ni haga más de 5.000 km al año, que tanto propietario como conductor tengan más de 25 años, y que la antigüedad del carné de conducir sea superior a un año, y que el vehículo se guarde en garaje.

Pero, gracias a Internet también podemos contratar seguros para coches clásicos, rellenando un cuestionario en el que solo es necesario poner los datos del vehículo -fecha de matriculación, marca y modelo, etc.- y los datos del conductor y el propietario. Instantáneamente, nos aparece en pantalla la cotización del seguro y si es de nuestro agrado, podemos seguir con la contratación en línea y terminar de asegurar el vehículo. Este modo de contratación nos permitirá contar con una póliza de seguros clasicos que incluye responsabilidad civil obligatoria, responsabilidad civil voluntaria, defensa penal y reclamación de daños, responsabilidad civil de la carga, accidentes del conductor, asistencia en viaje, grúa, rotura de lunas y atención las 24 horas del día los 365 días del año. Revisar bien las características de cada una de estas coberturas -y las diferencias que ofrecen las distintas compañías- es fundamental para cerciorarnos de que estamos contratando el mejor seguro, aquel que tenga la mejor relación entre calidad y precio.

Dos coberturas importantes que no siempre se tienen en cuenta

Por ejemplo, con la defensa penal y reclamación de daños la compañía aseguradora asume los gastos derivados de la defensa jurídica o del proceso arbitral, así como la prestación de los servicios de asistencia judicial o extrajudicial derivados de la cobertura de su seguro. En el caso de necesitar defensa y fianza penal debemos disponer de una póliza que cubra los importes de las tasas, derechos y costas judiciales, los honorarios y gastos del abogado y procurador, los gastos notariales necesarios para la defensa del asegurado, el abono de los gastos por asistencia extrajudicial justificada y la constitución de las fianzas exigidas para conseguir la libertad provisional del asegurado. También, si se produce un accidente con intervención del asegurado y un tercero daña el vehículo, al conductor o a sus acompañantes, la compañía se encargará de la reclamación –amistosa o judicial- al tercero causante del accidente.

Además, para este tipo de vehículos contar, por ejemplo, con un servicio de asistencia en viaje y de grúa es muy recomendable. Esta cobertura debe incluir la reparación de urgencia en carretera, el rescate y salvamento del vehículo asegurado, el transporte del vehículo asegurado, la pérdida o robo de las llaves del vehículo, el envío de un conductor profesional en caso de enfermedad, accidente o fallecimiento del conductor asegurado y el transporte de las personas del vehículo asegurado, en caso de ser necesario.

Cuando salimos a disfrutar con nuestro vehículo clásico, ahora gracias a Internet podemos ir aún más tranquilos con un seguro especialmente diseñado para clásicos y a un precio muy razonable.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.