www.economiadehoy.es
La liquidación de impuestos en tiempos de crisis sanitaria
Ampliar

La liquidación de impuestos en tiempos de crisis sanitaria

viernes 03 de abril de 2020, 16:03h
Las responsabilidades penales se extinguen con la muerte pero no sucede lo mismo con las económicas. El gobierno insiste en recaudar y debemos pagar impuestos para no dejar deudas a nuestros herederos. id:57085
Cuando escribo esto ya hay casi 11.000 fallecidos por el coronavirus en España. Esa es la cifra oficial, la verdad la sabremos algún día. Pero de momento nos toca pagar y, lo que puede ser más importante, presentar a tiempo todo tipo de declaraciones. Digo esto último porque para acceder a alguna subvención o ayuda oficial es muy posible que nos pidan el comprobante de haber presentado la última liquidación de impuestos de la renta. Y también es posible que no la hubiésemos presentado ya que no estábamos obligados a ello.

Si nos encontramos en la situación anterior, presentaremos la declaración de la renta del año anterior y Hacienda nos multará con 75 euros, por hacer fuera de plazo lo que no teníamos que hacer. Es como si dentro de unos meses empiezan a multar a los que no han salido de casa en estos días de confinamiento, pero podían haberlo hecho. Más vale no dar ideas.

¿Para qué sirven los modelos que debemos presentar?

  • La finalidad principal de los modelos tributarios es agilizar la carga fiscal de los contribuyentes. Además, facilitan la cumplimentación de los diferentes formularios existentes, tanto en papel como telemáticamente. Están disponibles en las oficinas fiscales y sedes electrónicas. Reflejan la política fiscal de un gobierno y el impacto financiero dentro de la sociedad. Además, evalúan los ingresos fiscales y obligaciones de cada uno de los contribuyentes. Emiten información importante que ayuda a tomar diferentes decisiones económicas en un país.
  • Tipos de modelos tributarios para empresas y particulares. Existen numerosos modelos tributarios que ayudan a recaudar más del 80% de los ingresos fiscales de la nación, a través del pago de diferentes impuestos como IVA, IRPF o Impuesto sobre Sociedades. Los modelos tributarios pueden ser presentados en forma trimestral o anual. Además, su declaración puede variar en cuanto al formato del formulario, lugar para cumplimentar, plazos y sitios de pago. Los modelos más comunes y más usados los presentaremos a continuación gracias a la colaboración de impuestoshacienda.com.
  • El modelo 036 es la declaración que se hace ante la Agencia Tributaria para informar el inicio de una actividad económica.
  • El modelo 111 es un trámite de carácter obligatorio, que consiste en declarar ante Hacienda las retenciones que realizan autónomos y empresarios a sus empleados.
  • El modelo 115 es el modelo de Rentas o rendimientos procedentes del arrendamiento o subarrendamiento de inmuebles urbanos. Es utilizado por empresas y autónomos para declarar a Hacienda las retenciones practicadas por el alquiler de un recinto de trabajo.
  • El modelo 130 es la recaudación obligatoria del IRPF, debe ser realizada por personas física que se encuentren en estimación directa, normal o simplificada.
  • El modelo 131 es un documento para presentar la autoliquidación del pago fraccionado. Esta declaración del Impuesto de la Renta de Personas Físicas (IRPF) es para profesionales, autónomos, socios colectivos y comunidades.
  • El modelo 182 debe ser realizado por las entidades que reciban donaciones y apliquen deducibles de sus impuestos a las empresas donadoras.
  • El modelo 184 es una declaración tributaria informativa anual, donde se resumen ingresos, gastos y los beneficios obtenidos a lo largo del año. Debe ser presentada obligatoriamente por las entidades en régimen de atribución de rentas.

Existen muchos más modelos, cada uno con su diferente dificultad para ser rellanado. Solo hay que tener un poco de paciencia para completarlos y dinero para pagar, pero esto último ya es otra cuestión.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios