www.economiadehoy.es
La UTE integrada por Vías y Construcciones y AZVI gana la adjudicación de Adif AV por 107,33 millones de euros para las obras de remodelación de vías y andenes de Madrid Chamartín
Ampliar

La UTE integrada por Vías y Construcciones y AZVI gana la adjudicación de Adif AV por 107,33 millones de euros para las obras de remodelación de vías y andenes de Madrid Chamartín

Modernización de las instalaciones de ancho ibérico de la estación, que dan servicio a trenes de cercanías, media y larga distancia

domingo 03 de marzo de 2019, 11:23h
El contrato incluye también la reforma para su uso público del antiguo vestíbulo soterrado de Cercanías de la cabecera norte, actualmente clausurado, y su conexión con el Metro. id:42556
El Consejo de Administración de Adif Alta Velocidad ha autorizado la adjudicación, por importe de 107.339.100 euros (IVA incluido), del contrato para la remodelación de vías y andenes de ancho ibérico de la estación de Madrid Chamartín, que acogen los tráficos de cercanías, media y larga distancia. El contrato incluye también la reforma del vestíbulo de cercanías bajo la cabecera norte, actualmente clausurado, y su conexión con el Metro.

Esta actuación, que se incluye en las inversiones previstas para la mejora de la red de Cercanías de Madrid, permitirá aumentar la capacidad y mejorar la fiabilidad de la infraestructura con la nueva disposición de vías y aparatos, así como incrementar la velocidad de circulación de los trenes, gracias a la reconfiguración de la gestión y explotación de los servicios de cercanías. En definitiva, supondrá un mejor servicio para más de 700 circulaciones en día laborable y unos 120.000 viajeros diarios.

El contrato, que cuenta con un plazo de ejecución de 50 meses, ha sido adjudicado a la UTE integrada por Vías y Construcciones y AZVI.

Cambiar la configuración de las vías

Desde la inauguración de la estación de Madrid Chamartín, la tipología de los tráficos ha cambiado notablemente y ahora el servicio de Cercanías es el dominante (todas las líneas pasan por la estación salvo la C-5 y la C-9), frente a los de media y larga distancia.

Sin embargo, la playa de vías de la cabecera norte sigue manteniendo su configuración original, basada en diagonales que permiten acceder a todas las vías desde todos los corredores. Esta configuración genera dos problemas:

  • Falta de capacidad de la infraestructura por las interferencias que se producen en los encaminamientos de los trenes, lo que genera importantes retrasos.
  • Circulaciones a muy baja velocidad (30 km/h) en secciones muy largas de los itinerarios principales, lo que dilata los trayectos y genera una percepción negativa del servicio.

Además, con esta configuración de vías no podría atenderse adecuadamente el previsible crecimiento de la demanda, ya que no permite ofertar servicios en algunas relaciones y sería complicado aumentar las frecuencias en los servicios existentes.

Con el objetivo de solucionar estos problemas se ha adjudicado este contrato, que incluye todos los trabajos de construcción y obra civil necesarios para remodelar la cabecera norte, minimizando las interferencias entre las distintas líneas al establecer cruces a distinto nivel entre los encaminamientos principales.

Además, se reducirán al mínimo los pasos por vía desviada, donde la velocidad de los trenes es menor, y se dispondrán aparatos de vía (elementos que permiten bifurcar una vía en otras dos y son necesarios para el correcto encaminamiento de los trenes a lo largo del trazado) que permitirán alcanzar al menos 50 km/h en este tipo de vías (frente a los 30 km/h actuales), lo que permitirá reducir los tiempos de viaje.

Al mismo tiempo se llevará a cabo la reforma y adecuación del vestíbulo soterrado de cercanías de la estación, situado bajo la cabecera norte y actualmente fuera de servicio.

Con la recuperación de este vestíbulo se facilita la conexión de la estación con el Metro de Chamartín. Además, aprovechando la altura del espacio se configurará una entreplanta que albergará todos los cuartos técnicos necesarios para dar servicio al nuevo vestíbulo.

Beneficios de la actuación

Gracias a estas obras se conseguirán los siguientes objetivos:

1.- Evitar interferencias en los encaminamientos de las distintas líneas.

Actualmente se producen múltiples interferencias, que reducen la capacidad y generan retrasos.

2.- Facilitar la explotación en caso de incidencia.

Cuando se produce una incidencia en alguno de los túneles de cercanías (Sol o Recoletos) se requiere encaminar los trenes por el otro túnel, situación muy complicada de resolver con la configuración de vías actual.

3.- Posibilitar la adecuación la oferta de servicios a la demanda.

La configuración de las líneas de cercanías que pasan por Chamartín se adapta a las posibilidades que permite la configuración de vías.

4.- Aumento de la velocidad de circulación.

Con la eliminación de las diagonales que permiten el acceso a todas las vías desde los corredores del norte, en las que la velocidad se limita a 30 km/h, se podrá aumentar la velocidad, acortando los trayectos y evitando la sensación de ‘pérdida de tiempo’ en los viajeros.

5.- Posibilitar un futuro crecimiento de tráficos.

La estación de Madrid Chamartín va a experimentar en los próximos años un incremento del tráfico y del número de viajeros, tanto de cercanías como de alta velocidad.

Por un lado, se incrementará de forma notable el número de viajeros de alta velocidad, ya que a los trenes que lleguen de Puerta de Atocha por el nuevo túnel Atocha-Chamartín, actualmente en fase de pruebas, habrá que añadir los que genere la ampliación de la red de alta velocidad en el norte de España. Como consecuencia, el número de viajeros de cercanías también aumentará.

El número de viajeros de cercanías también crecerá gracias a los nuevos desarrollos urbanísticos del norte de Madrid, y de forma específica el correspondiente a la Operación Chamartín, actuación compatible pero independiente de esta remodelación de la estación de Madrid Chamartín.

También aumentarían los tráficos en Chamartín con la futura duplicación de la Vía de Contorno (San Fernando-Fuente de la Mora), que permitirá aumentar la capacidad de la infraestructura y reducir los tiempos de viaje desde el Corredor del Henares hasta Chamartín.

6.- Adaptar la estación al aumento de viajeros y facilitar la intermodalidad.

La puesta en servicio de un nuevo vestíbulo subterráneo permitirá ampliar el espacio disponible para los viajeros, facilitará una conexión accesible entre las vías 1 y 11 de la estación, así como un nuevo acceso directo al Metro de Madrid, favoreciendo la intermodalidad.

Fondos europeos

Esta actuación podrá ser cofinanciado por el Mecanismo “Conectar Europa” (CEF).

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)



Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.