www.economiadehoy.es
Las nuevas medidas de seguridad en oficinas por el Covid 19
Ampliar

Las nuevas medidas de seguridad en oficinas por el Covid 19

jueves 06 de agosto de 2020, 19:04h
El coronavirus ha puesto en jaque a toda la comunidad humana. El mundo se ha paralizado durante meses para contener la expansión de la pandemia y ahora toca volver a la nueva normalidad. La sociedad en su conjunto necesitará que pase todavía bastante tiempo para que las cosas vuelvan a ser como antes, si esto es realmente posible. id:61800
La vulnerabilidad del ser humano ante el mundo se ha puesto de manifiesto a lo largo de la historia en diferentes ocasiones. En este 2020, ha sido el coronavirus el encargado de poner contra las cuerdas a toda la humanidad, que no ha podido más que recluirse en sus casas para evitar la propagación de un virus que se ha extendido como la pólvora. Una situación que ha puesto de manifiesto lo débiles que la raza humana es en realidad.

La nueva normalidad

Después de los primeros meses de confinamiento, comenzó en España la desescalada, de forma tal que las distintas comunidades, cada una a su propio ritmo, han ido avanzando hasta llegar a la llamada “nueva normalidad”. La vida sigue y hay que acostumbrase a convivir con el virus y las medidas de protección más efectivas: máxima higiene, gel hidrológico, mascarillas, distancia de seguridad… tanto para la escasa vida social que se pueda tener, como para la laboral, si esta no se realiza desde casa.

Vuelta al trabajo

El teletrabajo se impuso durante estos meses en todos los puestos en los que era posible, pero ahora, poco a poco, se va volviendo físicamente a los centros de trabajo, los cuales se han de adaptar para cumplir con la normativa de prevención del covid.

La vuelta a las oficinas es uno de los grandes retos. Distanciamiento social o desinfectar el centro mucho más a fondo y con más frecuencia son algunas de las acciones, pero hay muchas más medidas que se van a tratar en este artículo y que hay que considerar para disminuir el riesgo de contagio.

Combinar el teletrabajo con el presencial

Siempre que sea posible y que las circunstancias lo permitan, es conveniente seguir con el teletrabajo o, al menos, parte del tiempo, de modo que se establezcan turnos y se evite que toda la plantilla acuda al centro de trabajo en el mismo horario. Es muy difícil mantener las distancias y las correctas medidas de higiene, en la mayoría de los casos, sin reducir la concentración de personal.

Del mismo modo, en el caso de necesitar reunirse, se optará por organizar estas sesiones de forma remota para evitar la asistencia presencial de un alto número de personas en un espacio reducido.

Mamparas y separadores

Antes del covid 19, la mayoría de oficinas no contaban con mamparas o separadores, o al menos no en la cantidad suficiente. Ahora estos elementos son fundamentales en cualquier espacio de trabajo, ya que guardar la distancia entre las mesas no es suficiente y deben contar con una protección extra.

Las recomendaciones y la normativa vigente actual de protección frente al coronavirus proponen adaptar los espacios de trabajo diáfanos utilizando mamparas o separadores que permitan mayor compartimentación. Los beneficios, además de hacer que la plantilla se sienta más segura en estos momentos tan complicados, no solo evitan los contagios, ya que también otorga una mayor privacidad a los empleados que siempre es bienvenida. Este aumento de privacidad y aislamiento aumenta la concentración y la productividad.

Por tanto, la incorporación de mamparas y separadores a las mesas no solo hará oficinas más seguras, sino también más eficientes.

Establecer diferentes turnos entrada y salida

El principal objetivo para minimizar los contagios es evitar las concentraciones de personal, por lo que parece evidente que es una buena idea que las entradas y salidas al trabajo se hagan de forma escalonada. Tan solo se requiere un poco de organización para establecer turnos de entrada y salida.

De este modo, por poner un ejemplo, en lugar de entrar todos los empleados a las 7, lo harán incorporándose por bloques entre las 7 y las 8, con nuevos grupos cada 15 minutos. A la salida, harían exactamente lo mismo.

Extremar las medidas de higiene y hacer que se cumplan

Las empresas tienen la obligación de ofrecer centros de trabajo seguro a sus empleados. En este sentido, no basta con adoptar las medidas de seguridad en un plano meramente teórico, sino que se deberán encargar de su correcto cumplimiento para salvaguardar la salud de todos los empleados.

Entre las obligaciones de las empresas está el poner a disposición de los trabajadores el material y la formación necesaria. Así mismo, deben insistir en el cumplimiento de las medidas de seguridad de carácter individual, como las mascarillas, y colectiva, como mantener la distancia de seguridad. Las empresas deben poner todo de su parte para ponérselo fácil a la plantilla y aumentar la limpieza de las instalaciones, que deberá realizarse tras cada turno, así como una correcta y constante desinfección.

Facilitar la transición

Cada persona gestiona sus miedos de una manera distinta y esta crisis sanitaria ha hecho que un porcentaje amplio de la población viva asustada. Si parte de la plantilla de la empresa no está preparada para volver inmediatamente a ocupar sus puestos de forma presencial, se deberá facilitar una transición progresiva para proteger su salud mental y evitar situaciones de crisis de ansiedad, fobia al centro de trabajo…

Se deberá hablar con los empleados de forma individual para intentar adaptarse a las necesidades especificas de cada uno y garantizarle una vuelta al trabajo con confianza.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios