www.economiadehoy.es

Lexus RX 450 hybrid

Lexus RX 450 hybrid
Ampliar

El lujo bien entendido

jueves 20 de diciembre de 2018, 23:40h
El más grande de los crossover de Lexus, que incluso tiene una versión de 7 plazas, es sin lugar a dudas uno de los modelo de más prestigio y distinción del segmento, los habrá más potentes y rápidos, pero ninguno tiene ese halo de distinción del modelo japonés, que además puede presumir de ser de los que menos consumen gracias a su motor híbrido.
Como es de esperar en un modelo de Lexus, los detalles de lujo del interior, la línea angulosa de sus formas exteriores y sobre todo su suavidad de funcionamiento, tanto en modo eléctrico, como en el de combustión de gasolina. Realmente la utilización de los motores eléctricos (2) en solitario, solo se produce en las suaves arrancadas, ya que después de unos metros, cuando el coche va tomando velocidad, el motor de combustión es el que se encarga de empujar el coche, aunque en honor a la verdad, casi tan silenciosamente como los eléctricos. El citado motor de gasolina, es un seis cilindros en V de 3.456 c.c. de 262 CV de potencia a 6.000 r.p.m. y un par de 335 Nm a 4.600 r.p.m. Su característica principal es que tiene el ciclo Atkinson de funcionamiento, en lugar del ciclo Otto habitual en la mayoría de los motores de combustión del mercado. El empleo de este sistema no es nuevo en Toyota/Lexus, ya que se utiliza en la mayoría de sus modelos híbridos, dado que se adapta mejor a ello, debido, entre otras razones técnica, sobre todo a su mayor relación de compresión y la variación del tiempo de cierre de válvulas, para evitar autoexplosiones y así ofrecer algo así como un ciclo de cinco tiempos: admisión, reflujo de gases, compresión, expansión y escape.

Acompañando a este motor Lexus monta un generador y dos motores eléctricos. Uno de ellos de 167 CV y un par de 335 Nm a 4.600 r.p.m., está situado junto al de combustión, proporciona tracción al eje delantero, lo que sumado al motor de gasolina, el rendimiento disponible es de 313 CV. Este motor eléctrico es síncrono de corriente alterna de imanes permanentes de neodimio con disposición en V con refrigeración agua/aceite. Se alimenta con 650 V y su velocidad de giro puede llegar a más de 12.000 revoluciones. El segundo motor, situado en el eje trasero, proporciona 68 CV y un par de 139 Nm pudiendo llegar hasta las 10.752 revoluciones. Esta conectado a las ruedas traseras de forma independiente y se activa cuando el dispositivo que controla la tracción lo considera necesario: cuando hay pérdidas de tracción, en aceleraciones fuertes o cuando el control de estabilidad lo requiere para mantener la trayectoria. Con las dos tracciones, delantera y trasera, se puede decir que el RX es un 4x4. Esta también alimentado por 650 V. Ambos motores disponen de un nuevo sistema de refrigeración y emplean aluminio en la carcasa que los protege, lo que reduce su peso sensiblemente. La batería que alimenta los motores eléctricos, situada bajo el asiento trasero, es de níquel e hidruro metálico y tiene una capacidad de «alrededor» de 1,9 kWh. Está aislada por una cubierta metálica que hace de escudo frente a los campos magnéticos y permite una mejor refrigeración que una de plástico. La refrigeración se efectúa mediante un flujo de aire (forzado por unos ventiladores muy silenciosos) a través de unas rejillas de ventilación que hay bajo la parte delantera de la banqueta. La batería se desconecta si algún sensor de airbag se activa.

Los dos motores eléctricos se convierten en generadores al frenar o cuando se levanta el pie del acelerador. De este modo, además de recuperar la energía cinética y transformarla en eléctrica (cargando la batería), se consigue mayor capacidad de retención del vehículo. En definitiva el RX puede circular con cuatro alternativas posibles. En modo eléctrico delantero, en las suaves arrancadas y si se pulsa la tecla EV durante unos 3 kilómetros, con el motor de combustión en cuanto se coge algo de velocidad y en condiciones normales de circulación, salvo en las retenciones que vuelve el eléctrico a funcionar, con los dos motores delanteros si la aceleración en enérgica o se mantiene una alta velocidad en cuesta y en función de las circunstancias, como ya hemos dicho, con los tres motores empujando. Todo ello suponiendo que la carga de la batería sea la suficiente.

Como en todos los modelos de Lexus, el sistema de transmisión del RX 450h, se realiza a través de un engranaje epicicloidal, que combina los tres movimientos rotacionales que le llegan del motor de combustión, del generador y del motor eléctrico delantero y los convierte en un único movimientos giratorio que mueve las ruedas. Las posibles combinaciones son prácticamente infinitas con lo que el cambio “automático” se comporta como un variador continuo de poleas, como en otros modelos de Toyota. El funcionamiento se caracteriza, en relación con un cambio automático “normal” de X velocidades, en que no hay una relación directa entre las revoluciones del motor y la velocidad de avance del vehículo, por lo que cuando se acelera de forma intensa, el motor de combustión sube de vueltas rápidamente y se mantiene entre unas 4.500 y 5.500 revoluciones durante todo el transcurso de la aceleración, transmitiendo un buen nivel sonoro hacia el habitáculo, pero que en el caso de Lexus esta muy bien amortiguado, teniendo en cuenta además de que se trata de un V6 y no un cuatro cilindros como en modelos tipo Toyota Prius.

En líneas generales la suspensión del RX resulta algo blanda y esta orientada sobre todo a ofrecer confort, sin que ello signifique un balanceo excesivo de la carrocería. De todas formas, existen dos posibilidades de variar la dureza de la misma. Una Normal, que contiene los modos ECO, Normal y Sport S y otra Sport, que contiene el modo Sport S+. Las variaciones entre un modo u otro no son muy significativas y siempre prevalece el mencionado confort y desde luego la seguridad, cuya sensación transmite a los ocupantes en todo momento. Con un mando giratorio que hay detrás de la palanca selectora del cambio, también se puede ajustar el funcionamiento del sistema de propulsión, de la asistencia de la dirección y hasta del funcionamiento del climatizador. El citado mando ofrece tres modos: ECO, NORMAL y Sport S. Como se ve el RX esta bien equipado para ofrecer a los ocupantes un bienestar de primera y lo consigue sobradamente, pues conducirlo es un auténtico placer, no para hacer malabarismos por zonas viradas y aceleraciones deportiva, sino para viajar kilómetros y kilómetros si fatigarse lo más mínimo, sabiendo que lleva uno entre manos un coche seguro y sólido.

Exteriormente el RX 450h muestra los rasgos característicos de los últimos diseños de la marca, es decir son modernos y con ángulos marcados. El frontal desde luego es inconfundible de la marca, con la doble calandra, una parte alta de tamaño “normal”, con la anchura más o menos de los faros y otra parte mucho más grande que se abre hasta casi los extremos del propio frontal. En esos extremos, en un anguloso cubículo se encuentran los faros antiniebla. Y hablando de faros, digamos que éstos son de tecnología full leds y proporcionan una excelente iluminación. Lateralmente se siguen observando las formas angulosas en pasos de rueda y a través de aletas y puertas, pero el rasgo más distintivo es la tercera ventanilla que se estrecha hacia atrás de forma tan señalada que se une prácticamente con la luneta con apenas unos centímetros de ancha. La parte posterior esta dominada por la luneta y su gran visera, que contiene la tercera luz del freno y, como no, por formas angulosas incluidos los prominentes grupos ópticos, también con tecnología led.

Como decíamos al principio de la prueba, el interior del RX es propio de un Lexus, es decir, todo esta muy bien terminado y el índice de calidad es alto, con ajustes casi perfectos. Los plásticos y las inserciones de cuero que Lexus ha utilizado para cubrir el salpicadero, la consola y los paneles de las puertas tienen un tacto muy agradable y las uniones entre las distintas piezas son precisas. Los huecos para dejar pequeños bultos son de tamaño generoso, están acolchados y bien repartidos. El cuadro es claro y fácil de interpretar con un solo vistazo y en la parte central ofrecen en una pequeña pantalla datos de ayuda a la conducción y del estado del vehículo. Es complementado por el Head Up Display, que proyecta en el parabrisas, en una área de 10 pulgadas, donde se visualiza de manera permanente la velocidad y el número de revoluciones del motor. También pueden verse las indicaciones del navegador cuando esta activado e información relativa a sistemas como el programador de velocidad o las alertas del sistema de asistencia a la frenada de emergencia. Otro elemento interesante es la existencia de un hueco que hay delante de la palanca del cambio, en donde se puede cargar de forma inalámbrica un teléfono móvil que sea compatible con la tecnología Qi.

La pantalla multimedia y multifunción es de 12,3 pulgadas y desde ella se puede acceder a mucha información, a través de sus controles e interfaz, de forma intuitiva y con un poco de interés en el manejo no plantea ningún problema. Todo se controla a con los correspondientes botones y el mando selector que hay donde reposa la mano si se apoya el brazo en el reposabrazos central. Al mover este mando se desplaza un cursor por la pantalla. Este mando se puede mover libremente o puede regularse para que ofrezca resistencia al movimiento cuando se intente situar el cursor sobre un elemento no seleccionable. El equipo de sonido, Mark Levinson, da una calidad de sonido excelente, tanto por la nitidez como por la potencia que desarrolla. Los asientos delanteros sujetan muy bien el cuerpo y resultan realmente cómodos, por su diseño y por sus reglajes eléctricos. El trasero esta dividido en dos partes, 60/40 y cada parte se puede desplazar horizontalmente 11 centímetros. Por su parte el maletero con este asiento en su posición “normal”, ofrece una capacidad de 539 litros, mientras que si se abate en su totalidad, el espacio disponible sube a los 1.612 litros. El portón de acceso es de accionamiento eléctrico.

El paquete de sistemas de seguridad, el Safety System+, incluye un enorme número de elementos como por ejemplo, el programador de velocidad activo, el sistema de frenado de emergencia, el asistente de mantenimiento de carril, el cambio de luces automático, el sistema de reconocimiento de señales de tráfico………..

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.