www.economiadehoy.es
Las 5 principales tendencias de coworking en España para 2020
Ampliar

Las 5 principales tendencias de coworking en España para 2020

viernes 31 de enero de 2020, 19:04h
El mercado de coworking en España fue uno de los primeros en experimentar un importante aumento de la demanda. Los espacios de oficinas compartidas de ciudades como Madrid y Barcelona se desarrollaron rápidamente formando una burbuja de coworking que luego estalló en una red en expansión. id:54770
Las estadísticas muestran que en los próximos años, alrededor del 25% de todo el espacio de oficinas en España estará ocupado por oficinas coworking.

Veamos algunas de las últimas tendencias de coworking en España para ver cómo están afectando al mercado.

  1. El público objetivo está cambiando

Los espacios coworking suelen estar asociados con emprendedores, compañías startups, autónomos y nómadas digitales. Sin embargo, a raíz de las últimas tendencias en el mercado de oficinas, muchas empresas grandes también se han unido a la moda de compartir estos espacios de oficina flexibles.

La reputación de los coworking atrae a quienes buscan soluciones innovadoras, mientras que la flexibilidad permite asignar unidades de oficina estratégicas de forma rápida y sencilla. Otros beneficios destacables son la incorporación rápida, espacios de trabajo de alta calidad, acceso a numerosas instalaciones compartidas y una estrecha comunidad de coworking. Los proveedores de grandes oficinas como WeWork y Regus a menudo acomodar a más de 100 empleados de una empresa, por lo que también es posible ubicar una sucursal importante. Además, las oficinas compartidas tienden a ocupar algunas de las mejores ubicaciones de la ciudad, lo que hace que aumente su popularidad incluso más.

  1. Nuevos diseños y fuerte competencia.

Si bien el mercado es relativamente nuevo, la competencia es cada día más alta. La industria se está expandiendo, incluyendo la demanda, el tamaño del mercado, el público objetivo y los tipos de tenencia. Para mantenerse en el juego, los dueños de las oficinas tienen que mejorar constantemente sus espacios y servicios, para así destacar como el que más.

Los recintos recién construidos, diseñados específicamente para espacios coworking se han convertido en una mercancía. Todos ellos tienen mucha iluminación natural, salones de negocios, recepcionistas profesionales y forman comunidades con valores y tradiciones únicas.

Los inquilinos modernos son difíciles de sorprender. La gente está acostumbrada a pasar sus descansos en una terraza abierta con un pequeño jardín o descansar un rato en una sala de siestas. Gimnasios, zonas de juego, además de espacios de realidad virtual también son servicios muy comunes en los mejores espacios de coworking de España.

  1. Los coworkings están expandiendo el capital económico a ciudades más pequeñas.

La gente está acostumbrada a leer sobre coworkings de primer nivel en Madrid y Barcelona, ​​pero el mercado ya se ha expandido a ciudades más pequeñas. Por ejemplo, el coworking en Valencia ofrece excelentes oportunidades de alquiler para aquellos que deseen trabajar en el área mediterránea. Y aunque el precio del alquiler es notablemente más bajo en comparación a otras ciudades, los servicios son igual de buenos. El precio mensual de un escritorio en un coworking de Barcelona ronda los 220€, mientras que las ubicaciones provinciales ofrecen instalaciones similares por 150€ al mes, como por ejemplo el coworking de Granollers.

De hecho, los espacios compartidos en ciudades más pequeñas tienden a estar llenos de profesionales y nómadas digitales, en lugar de empresas grandes. A menudo sirven como centros de negocios y como una oportunidad única para colaborar y mejorar las conexiones profesionales, como ocurre en los espacios coworking en Granollers.

  1. Nicho de coworking

El nicho de coworking significa que las oficinas coworking dan la bienvenida a expertos que trabajan en la misma industria o en industrias similares. Por ejemplo, muchos coworkings en Granollers están dedicados a empresas tecnológicas. Al principio, puede parecer que esta decisión reduce el grupo de clientes, pero en realidad crea muchas oportunidades de crecimiento. Al reducir el grupo de clientes, las oficinas pueden dar forma a sus espacios para satisfacer demandas específicas. Además, hace que el espacio se convierta en un centro industrial con conexiones personales y profesionales más estrictas. Ésto, a cambio, atrae a más inquilinos potenciales que desean unirse a una red de profesionales interesante para así, nutrirse de la red de conexiones de manera orgánica.

  1. Nuevos servicios

Junto a los nuevos diseños en la construcción de oficinas, los compañeros de trabajo están haciendo todo lo posible para crear servicios interesantes. De hecho, ésto podría dividirse en dos tipos: servicios de negocios y de ocio.

Los servicios comerciales incluyen funciones como un contador personal, auditoría, consultoría, etc. Se trata de necesidades muy importantes para muchas empresas jóvenes. Los grandes proveedores ofrecen a sus inquilinos una fácil reubicación a cualquier otro lugar de su red en todo el mundo, en el caso en el que deseen trasladarse.

Por otro lado, los servicios de ocio incluyen todo tipo de cosas que podrías y no podrías imaginar. Algunas oficinas admiten mascotas, incluyendo espacios con jardines o zoológicos de mascotas, otras han instalado bares y restaurantes, hasta podrás encontrar espacios aptos para niños. El coworking en Valencia cuenta con muchos servicios interesantes para cualquier empresa.

La principal tendencia del coworking en España es el crecimiento. El mercado está cambiando rápidamente, madurando y tomando nota de cada paso.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.