www.economiadehoy.es
La energía solar fotovoltáica se postula como la nueva economía
Ampliar

La energía solar fotovoltáica se postula como la nueva economía

lunes 04 de mayo de 2020, 07:34h
El confinamiento ha provocado que nuestro planeta esté más limpio gracias en parte a la escasa contaminación. A todos nos han sorprendido para bien las imágenes que hemos podido ver de Madrid o de ciudades de China. id:58136
Por ese motivo, es un gran momento para seguir cuidando del medio ambiente a través de una economía más sostenible. A través de la realización de distintos proyectos como los de Soluciones Ofitec, podemos disfrutar de un mundo más saludable gracias a la energía solar fotovoltaica. En este artículo explicamos todos los detalles relacionados con ella.

¿En qué consiste la energía solar fotovoltaica?

Cuando hablamos de energía solar fotovoltaica, es posible que desconozcamos en qué consiste. Es fundamental saber de qué se trata para conocer sus múltiples ventajas. Este tipo de energía se obtiene al convertir la luz solar en electricidad a través de una tecnología basada en el efecto fotoeléctrico. Es renovable, inagotable y no contaminante que se puede producir tanto en instalaciones de pequeños generadores para autoconsumo, hasta las grandes plantas fotovoltaicas.

Se emplea la radiación solar para producir electricidad y gracias al efecto fotoeléctrico, los materiales tienen la capacidad de absorber fotones y liberar electrones para generar corriente eléctrica. Para conseguirlo, se utiliza la célula fotovoltaica que puede ser de materiales como el silicio monocristalino, policristalino u otros semiconductores que sean de capa fina.

En cuanto a sus ventajas, destaca que no es contaminante, que es renovable e inagotable, No consume combustibles ni genera residuos, por lo que contribuye a un desarrollo sostenible. Además de ello, también es un sistema modular, por lo que es posible construirlo desde plantas fotovoltaica en suelo hasta pequeños paneles para tejados. Además de ello, existe la posibilidad de instalar baterías para almacenar la energía que ha sobrado y utilizarla posteriormente. Hay que remarcar el uso rural de este tipo de energías, puesto que es adecuado para estas zonas donde no llegan los tendidos y hay muchas horas de sol. Asimismo, también ayudan a que se generen nuevos empleos verdes que impulsen la economía.

La transición hacia una economía más circular persigue que el valor de los productos, materiales o recursos se mantengan en la economía y se reduzcan al mínimo la generación de los residuos. Así, se pretende lograr una economía más sostenible que sea reducida en carbono y además, que sea eficiente en el uso de los recursos. Hay que recordar que a día de hoy, el sector solar genera alrededor del 4% de la demanda eléctrica europea y se espera que siga aumentando a través de los objetivos renovables futuros. Las tasas de crecimiento previstas para los próximos años se espera que sigan con buenos resultados y los objetivos de la Unión Europea pasan por lograr un 32% de energías renovables para el año 2030.

Por todo ello, es el momento de sumarse a la aventura de un mundo más sostenible gracias a la energía solar fotovoltaica. De esta manera, conseguiremos un planeta más sano y una economía que destacará principalmente por su contribución a la sostenibilidad.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


+

0 comentarios