www.economiadehoy.es
Satlink - Monitorización Observador Electrónico.
Ampliar
Satlink - Monitorización Observador Electrónico.

Satlink lanza un programa para complementar la formación de los observadores a bordo como analistas de observación electrónica en tierra

domingo 02 de agosto de 2020, 12:59h
Algunas organizaciones regionales de pesca, como la del Pacífico Central y Occidental (WCPFC), han suspendido la obligación de embarque de observadores en buques cerqueros por los problemas de relevos creados por la COVID-19, comprometiendo la sostenibilidad de la actividad pesquera en esta zona. id:61655
La española Satlink, especializada en el desarrollo de tecnología de observación electrónica para la sostenibilidad de la actividad pesquera, ha lanzado un ambicioso programa de formación dirigido a los observadores a bordo, responsables de vigilar el cumplimiento de la normativa pesquera por parte de los buques que faenan en distintas regiones. Con este programa, Satlink ofrece a las Organizaciones Regionales de Pesca (ORP), gobiernos y flotas la posibilidad de complementar la formación de estos profesionales como analistas de los datos e imágenes obtenidos a través de los sistemas de observación electrónica a bordo, tal como el sistema Satlink SeaTube.

Con este programa, Satlink ofrece un futuro laboral a estos profesionales, además de garantizar el cumplimiento normativo, después de que algunas comisiones de pesca, como la del Pacífico Occidental y Central (WCPFC), hayan eliminado la obligatoriedad de embarcar observadores en buques cerqueros, como consecuencia de los problemas de relevos ocasionados por la COVID-19. Esta decisión afecta a 800 de estos profesionales.

El programa de Satlink permitiría, no sólo mantener los puestos de trabajo de los observadores de esta zona del Pacífico, sino también ampliar en un mínimo del 25% el número de ellos tomando como base los 5.000 buques palangreros y cerqueros que operan en ella. Igualmente, este plan permitiría salvaguardar las prácticas pesqueras sostenibles que, según la empresa, pueden estar en riesgo como consecuencia de la ausencia de los observadores a bordo.

Satlink basa su oferta en su experiencia en el desarrollo de sistemas de observación electrónica a bordo, capaces de grabar de manera ininterrumpida la actividad de los buques para comprobar el cumplimiento de las buenas prácticas pesqueras y de la actividad responsable dentro del barco. Igualmente, la compañía también fundamenta su propuesta en la formación de más de 150 personas relacionadas con actividades de análisis de datos y observadores en todo el mundo desde 2014. Gracias a la tecnología de Satlink, estos profesionales pueden generar informes precisos sobre la composición de las capturas, su tamaño o el destino de la captura incidental, así como determinar las zonas de pesca.

La compañía española es uno de los líderes mundiales en este tipo de sistemas, con más de 220 instalaciones para la supervisión y la gestión de la actividad pesquera en los océanos Atlántico, Índico y Pacífico, en colaboración con gobiernos, ONG y empresas armadoras. Entre sus proyectos más recientes, destacan los iniciados con los gobiernos de Islas Salomón y Micronesia, países con economías altamente dependientes de la pesca. En el caso del Océano Pacífico, Satlink lidera este mercado con más de 20 sistemas para la supervisión de 110 buques de flotas de nueve países.

Según Faustino Velasco, presidente de Satlink, “estos sistemas de observación electrónica no sólo constituyen la principal fuente de datos precisos, fiables y verificados para el desarrollo de prácticas de pesca más selectivas y el establecimiento de medidas que aseguren la sostenibilidad de los stocks, sino también de fijación y generación de empleo en tierra y de mejora de las condiciones laborales de los observadores en cuanto a seguridad a bordo de los buques, conciliación y desarrollo profesional”.

Tecnología respaldada por la FAO

Cabe destacar que la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) ha insistido en la necesidad de mejorar y ampliar el uso de sistemas de monitorización electrónica de la actividad pesquera para garantizar prácticas éticas y sostenibles. Así lo recoge en su informe SOFIA 2020 sobre el Estado Mundial de la Pesca y la Acuicultura, en el que apunta que la adopción de nuevas tecnologías permite una mayor disponibilidad y calidad de datos para ser más precisos a la hora de adoptar medidas de gestión pesquera y garantizar así la sostenibilidad económica, social y ambiental del sector.

La FAO incide, concretamente, en la importancia de las tecnologías de monitorización electrónica, tales como el Sistema de Identificación Automática (AIS), para mejorar la ratio de explotación sostenible de los recursos, que en 2018 ya se situó en el 78% del pescado desembarcado en todo el mundo. Asimismo, el informe señala que la desigualdad en la gestión de la pesca, en referencia a aquellas pesquerías que no cuentan con una buena gestión de la actividad ni sistemas de seguimiento, ha provocado que el porcentaje de poblaciones sobreexplotadas haya aumentado al 34,22% en 2017.

Satlink coincide con la FAO en el criterio de que las flotas con sistemas deficientes de recogida de datos deben adecuar progresivamente su actividad a la normativa internacional para alinearse con aquellas otras, como la europea, sometidas a reglamentos estrictos de vigilancia.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios