www.economiadehoy.es

Once beneficios de las actividades extraescolares basadas en programación y tecnología para niños y jóvenes

martes 28 de junio de 2016, 08:00h
Once beneficios de las actividades extraescolares basadas en programación y tecnología para niños y jóvenes
Cerca de un millar de alumnos de Infantil, Primaria y Secundaria han pasado por las actividades organizadas de ConMasFuturo, que van desde la programación a diferentes niveles, a la robótica, pasando por la electrónica, la animación 3D, el desarrollo web, la electromecánica o el uso responsable de las redes sociales. “La experiencia que nos da la formación diaria con cientos de alumnos de entre 5 y 14 años en este último año, nos permite afirmar que este tipo de formación extracurricular no solo permite familiarizar a nuestros hijos e hijas con los lenguajes del futuro, sino que suponen un refuerzo clave para su aprendizaje tanto en la escuela como fuera de ella”, ha explicado el fundador de ConMasFuturo, Antolín García.

Durante el recién terminado curso escolar, ConMasFuturo ha desarrollado actividades extraescolares basadas en la programación y la tecnología en cerca de 70 centros escolares de toda España, la mayoría de ellos –más de 40- ubicados en la Comunidad de Madrid.

En total, cerca de un millar de alumnos de Infantil, Primaria y Secundaria han pasado por las actividades organizadas, que van desde la programación a diferentes niveles, a la robótica, pasando por la electrónica, la animación 3D, el desarrollo web, la electromecánica o el uso responsable de las redes sociales.

Una vez finalizado el curso, ConMasFuturo ha señalado cuáles son las principales aportaciones para los niños y niñas de la formación temprana en las nuevas tecnologías y la realidad digital.

- En primer lugar, el aprendizaje de programación permite una mejora a la hora de estructurar de una manera lógica el pensamiento: establecer objetivos, elaborar prototipos, resolver problemas, etc.

- Este tipo de formación transmite de una manera positiva valores como la constancia o el esfuerzo.

- Los alumnos que acuden a este tipo de actividades extraescolares experimentan una mejora en sus notas a corto y medio plazo.

- En concreto, asignaturas como las matemáticas y el inglés se ven reforzadas de manera muy positiva.

- Al tratarse de actividades muy prácticas, se trata de un tipo de formación que fomenta la autoestima de niños y jóvenes, dado que son capaces de ver el resultado de su trabajo.

- Incentivan de manera favorable el trabajo en equipo para conseguir objetivos.

- Derivado de ese trabajo en equipo, existe en los alumnos de actividades extraescolares una tendencia mayor a la defensa de sus ideas, lo cual repercute en un entrenamiento de la expresión y la comunicación, y en un fomento de la autonomía.

- La programación, la robótica, la electrónica y las actividades DIY, etc, incrementan la creatividad de los alumnos.

- Se trata de alumnos ya familiarizados con la tecnología, son los llamados nativos digitales, pero este tipo de formación permite que se empapen de las tendencias tecnológicas para los próximos 10 o 20 años, precisamente en el escenario en el que desarrollarán su futuro profesional.

- Al tratarse de un tipo de formación práctica centrada en programar videojuegos y aplicaciones o construir robots y drones, existe una deriva de aprendizaje mediante la diversión que permite mejorar el entendimiento y afianzar lo estudiado.

- Es, al mismo tiempo, una actividad de ocio muy divertida que los alumnos agradecen

“La experiencia que nos da la formación diaria con cientos de alumnos de entre 5 y 14 años en este último año, nos permite afirmar que este tipo de formación extracurricular no solo permite familiarizar a nuestros hijos e hijas con los lenguajes del futuro, sino que suponen un refuerzo clave para su aprendizaje tanto en la escuela como fuera de ella”, ha explicado el fundador de ConMasFuturo, Antolín García, quien ha destacado que las actividades de este tipo pueden ayudar asimismo a los niños a “descubrir vocaciones en un sector con mucho futuro”.

“La formación tecnológica que precisa el mundo en el que vivimos es altísima, y el riesgo de convertir a nuestros hijos en analfabetos digitales es algo que la sociedad no se puede permitir. Las nuevas tecnologías son el inglés de la época actual y futura y debemos ser capaces de integrar este nuevo idioma con el resto de actividades como la danza, el teatro, el judo y el futbol de una forma natural”, ha insistido García.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.