www.economiadehoy.es

¿Quieres vender ropa usada mediante apps? 5 cosas que deberías comprobar antes de hacerlo

¿Quieres vender ropa usada mediante apps? 5 cosas que deberías comprobar antes de hacerlo
Ampliar
lunes 20 de diciembre de 2021, 08:29h
Internet, el lugar que tanto da y tanto recoge. Para muchas personas, es el lugar perfecto para hacer algo de dinero con aquello que ya no usan, el ecosistema más que adecuado para la venta y compra de segunda mano, sobre todo cuando hablamos de moda. id:78982

Seguramente, ya conocerás las apps para vender ropa de segunda mano más famosas. Son un fenómeno que ha llegado para quedarse, aunque se ha estrenado con una fuerza totalmente imparable, pero también uno que hay que saber entender y en el que hay que saber cómo entrar. Porque, por mucho que se tenga ropa usada para vender, la venta sigue siendo todo un arte, y no uno apto para todo el mundo.

Claves sobre la venta de ropa usada en apps

Solo tienes que darte una vuelta por algunas de esas aplicaciones para vender ropa de segunda mano para darte cuenta. Las personas con menos experiencia cuelgan fotos de dudosas calidad o enseñan prendas seriamente deterioradas. Así, es imposible vender algo por muy bajo que sea el precio, y más en los tiempos que corren.

El recommerce, venta de productos usados, es algo por el que ha pasado ya el 90% de la población española en el último año. Sea en un extremo u otro, todos empezamos a entender cómo funciona y sabemos qué queremos y qué no cuando estamos navegando por apps de ropa de segunda mano.

Por eso, si te has animado a conseguir un dinero extra usando alguna app de venta de ropa usada, el primer consejo que debes tener claro es que hagas una buena criba de las prendas. En este sentido, lo más recomendable siempre es ir a por aquello que no se use ya por cansancio, como zapatos, blusas, chaquetas o incluso cualquier pantalón.

Asimismo, para hacer mejor la selección, es recomendable que en el armario antes las prendas se hayan separado por montones para distintas ocasiones, como hacer deporte, salir de fiesta, ir a trabajar, etc. Así, sabrás mejor en qué momentos se pueden usar y a qué personas se pueden dirigir estas prendas a la hora de venderlas.

También, y en base a lo que se ha mencionado anteriormente, hay que asegurarse de que la ropa esté totalmente limpia y bien planchada. Así, y haciendo buenas fotos con las geniales cámaras de los smartphones modernos, serán mucho más llamativas a ojos de compradores. Piensa que, a la hora de comprar ropa, es importante que parezca nueva y no esté en mal estado.

Claro está, eso no significa que a mejor estado haya que poner precio de novedad. Hay cierta relación psicológica entre precio y calidad, incluso en la segunda mano, pero procura que el precio esté al menos entre un 30 y un 40% más barato de cuando lo compraste. Y, si ha pasado mucho tiempo, rebaja más.

Por último, pero no por ello menos importante, siempre se debe ofrecer una buena descripción en la que se explique tiempo de uso o incluso se aconsejen combinaciones, ocasiones, calidad de materiales... Tienes que vender, y tus palabras van a tener mucho peso.

El mercado de venta de ropa de segunda mano tiene una competencia sorprendente. Ten en cuenta todo esto si vas a vender ropa que ya no te pones en apps, porque te ayudará más de lo que crees.

Fuentes: cosasusadass.com | eltiempo.com

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios