www.economiadehoy.es
Lauréline Renaud-Chatelain, Pictet WM.
Ampliar
Lauréline Renaud-Chatelain, Pictet WM.

Deuda China, mejor con Biden

OPINIÓN: Por Lauréline Renaud-Chatelain, economista de Pictet WM

viernes 20 de noviembre de 2020, 18:33h
“Biden puede contribuir a la fortaleza del renminbi”. id:65335
La deuda soberana china en renminbi, a pesar de sus riesgos y limitaciones, es una oportunidad de inversión atractiva ante la perspectiva de apreciación del renminbi y reducción del diferencial de rentabilidad a vencimiento frente a los bonos de EEUU.

Aunque el endurecimiento de controles de capital en China de agosto de 2015 para frenar la depreciación del renminbi (RMB), siga en la memoria de los inversores, otra fuerte depreciación de esa moneda es un riesgo relativamente bajo, dada la necesidad que tiene China de aumentar su credibilidad internacional. De hecho se han suavizado las normas relativas a inversiones en China para empresas extranjeras desde el pasado enero y las autoridades chinas han simplificado la fijación del tipo de cambio de su moneda en octubre, un paso necesario para liberalizar sus mercados financieros, lo que favorece la internacionalización del renminbi. Un ciudadano en China normalmente puede solo convertir el equivalente de aproximadamente 50.000 al año en divisas extranjeras, en cualquier caso, pero atractivo de los activos chinos debe aumentar a medida que su moneda cotiza más libremente en el mercado. Ya se ha fortalecido este año hasta 5% frente dólar.

De momento existen todavía cuotas y requisitos de registro para invertir en activos chinos locales, accesibles para inversores institucionales, mientras que los inversores privados sólo tienen acceso directo al mercado offshore de deuda China, que cuenta con calificación crediticia de agencias internacionales y cotiza sin restricciones. Este mercado offshore es menor, de alrededor de 22.300 millones de dólares y muestra falta de liquidez, donde la selección de emisiones es especialmente importante. Sin embargo el mercado de deuda soberana local es muy grande, de 15 billones de dólares, el segundo mayor del mundo, solo superado por EEUU (42 billones de dólares) según el Banco de Pagos Internacionales. Goza de liquidez por presencia de inversores nacionales. De ahí la diferencia de rentabilidad a vencimiento entre los bonos locales chinos a diez años, del 3,2% y offshore, de 2,9% (9 de noviembre).

Por otra parte hay que tener en cuenta que las autoridades chinas han tomado medidas los últimos años para abrir sus mercados financieros a inversores extranjeros y, los inversores institucionales, aunque el acceso siga lejos de ser tan sencillo como en los principales mercados desarrollados, han ido aumentado exposición a activos locales en RMB, en particular deuda soberana y cuasi soberana China. De hecho la inversión extranjera en bonos y acciones chinas ha aumentado 35% y 49% en doce meses hasta septiembre de 2020.

Además los bonos de China en moneda local se están incluyendo en los índices de referencia de renta fija. En abril de 2019 fueron admitidos en el índice Bloomberg Barclays Global Aggregate Index, donde ya representan el 6% y JP Morgan ha comenzado en febrero de este año ha incluirlos gradualmente en su índice de bonos soberanos en moneda local de mercados emergentes, JPM GBI-EM Global Diversified, donde ya representan 10% y donde la deuda de China pueden llegar a ser la de mayor peso, superando a México e Indonesia.

A ello se añade un crecimiento económico relativamente más fuerte de China y mayores tipos de interés que en mercados desarrollados, lo que también facilita la apreciación del renminbi a medio plazo. El diferencial de rentabilidad a vencimiento entre bonos soberanos chinos y de EEUU a diez años, el cual ha sido positivo durante años (entre otras razones por la calificación A+ de China frente a AAA de EEUU, así como diferencias de inversores). Recientemente ha aumentado, principalmente porque el Banco Popular de China ha dejado sin cambios sus tipos de interés en 3,85% desde abril. Ahora bien, para los próximos doce meses no esperamos recortes de tipos de interés en China, así que su deuda soberana ofrecerá rentabilidades a vencimiento relativamente altas, incluso si a largo plazo comienza a reducirse por una moderada inflación y entradas de flujos de inversión. Además la elección de Biden puede reducir los riesgos de una nueva escalada de tensiones comerciales entre EEUU y China y también contribuir a la fortaleza del renminbi.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios