www.economiadehoy.es

G-20

Frank Hausler, Vontobel Asset Management.
Ampliar
Frank Hausler, Vontobel Asset Management.

Los bancos centrales pueden tener la última palabra

OPINIÓN: Por Frank Häusler, Chief Strategist, Vontobel Asset Management

miércoles 26 de junio de 2019, 16:54h
En la reunión del G20, todas las miradas estarán puestas en Donald Trump y Xi Jinping. id:47010
Los mercados esperan un encuentro amistoso. Y amistoso podría ser ya que Trump tiene mucho menos tiempo que Xi para resolver la disputa ya que aspira a la reelección el año que viene y necesita declarar la victoria en algún momento. Hasta ahora, la aplicación de los aranceles ha sido sólo una fracción de lo que se ha visto amenazado y ha estado seguro de que no supondrá una carga excesiva para el consumidor estadounidense a fin de no molestar al electorado de Trump.

El escenario más probable es que Trump y Xi reanuden las negociaciones (ver tabla). Potencialmente, podrían congelar el status quo entre EE.UU. y China sobre los aranceles actuales durante un período limitado de tiempo. Sin embargo, las tarifas de los automóviles estarían exentas de esto, ya que son de naturaleza global y están mucho más dirigidas a la Unión Europea y Japón. Un acontecimiento fuera de este escenario principal, positivo o negativo, tendría un efecto en los mercados.

Independientemente de lo que ocurra y de cómo reaccionen los mercados, es probable que la política de los bancos centrales vuelva a centrarse. Si Donald y Xi sorprendieran con una resolución rápida, los mercados se recuperarían hasta que reaparecieran los temores sobre las condiciones restrictivas de los bancos centrales. Cualquier cosa peor que el "escenario principal"generaría ventas en los mercados, aunque luego, dependiendo de los bancos centrales, podría estabilizarse.

La Reserva Federal, en lugar de ser esposada por los mercados, reaccionará a las condiciones de crecimiento que imperan ante las reacciones de los mercados. En la actualidad, el crecimiento mundial es positivo, pero está impulsado principalmente por los sectores de servicios y de consumo. Creemos que actualmente el sector manufacturero es el problema y que sin ningún progreso en el frente de la disputa comercial, una mejora sustancial del sector seguirá siendo difícil.

Dependiendo de la senda de crecimiento, los bancos centrales serán más estrictos o relajarán aún más sus políticas, estamos ante un acto de equilibrio definitivamente difícil en el borde del precipicio.

Gráfico 1: Ratio de aranceles por país: Todos los aranceles divididos por el volumen total de las importaciones

Fuente: Banco Mundial (hasta 2017), Oficina de Censos, Aduanas de China, Eurostat, autoridades comerciales nacionales respectivas, Thomson Reuters Datastream, Vontobel.

¿Qué podemos esperar del G20 con respecto a EE.UU. y China?

Escenario

Descripción

Escenario principal

Un acuerdo para reanudar las negociaciones y, potencialmente, congelar el statu quo entre EE.UU. y China durante un período de tiempo limitado (no los aranceles sobre los automóviles que son de carácter mundial y todavía podrían aplicarse porque están mucho más dirigidos a la Unión Europea y a Japón).

Baja probabilidad

Escalada limitada (es decir, algunos aranceles más, pero no el 25% sobre todas las importaciones de EE.UU. procedentes de China).

Muy Baja probabilidad

Escalada completa (es decir, las conversaciones fracasan por completo, se aplican más aranceles)

Muy Baja probabilidad

Un acuerdo integral (dada la retórica difícilmente posible sin que uno o ambos pierdan demasiado prestigio)

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.