www.economiadehoy.es

Perspectivas para el segundo semestre de 2019

Michael Bluemke, Ethenea.
Ampliar
Michael Bluemke, Ethenea.

No se vislumbra el final del ciclo económico

OPINIÓN: Por Michael Blümke, co-gestor del fondo Ethna-AKTIV

lunes 08 de julio de 2019, 18:05h
En los últimos meses, las expectativas de crecimiento mundial para 2019 se han ajustado continuamente a la baja. id:47479
Aunque los temores de una recesión ganaron terreno en el último trimestre de 2018, el cambio de rumbo de la Reserva Federal, así como la inesperadamente más positiva temporada de resultados empresariales del primer trimestre de 2019, contribuyeron a un alivio significativo de la situación.

A pesar de ello, varios indicadores clave -como los índices directores de compras, la confianza de los consumidores y, por último, pero no por ello menos importante, una curva de rendimiento invertida en Estados Unidos- siguen apuntando a un debilitamiento del crecimiento mundial. En el contexto de la actual guerra comercial entre Estados Unidos y China, es probable que las inversiones necesarias para potenciar el crecimiento se aplacen. La presión sobre los márgenes corporativos, que actualmente se encuentran en niveles récord, también se ve agravada tanto por esta incertidumbre como por la persistencia de una situación de tensión en el mercado laboral, especialmente en Estados Unidos. Es cierto que, tras el reciente acercamiento de posturas entre Estados Unidos y China, los signos de un acuerdo a corto plazo han mejorado un poco. Sin embargo, sería optimista esperar un avance real próximamente. Por lo tanto, es probable que en el futuro se produzcan ajustes en las estimaciones de crecimiento y beneficios. No obstante, teniendo en cuenta las elecciones presidenciales del próximo año en Estados Unidos, suponemos que es probable que el Presidente ceda con respecto a la guerra comercial y se puede esperar que la Reserva Federal tome medidas para contrarrestar los ajustes antes mencionados. En resumen, seguimos esperando un crecimiento moderado con una inflación baja. Por ello, continuamos considerando que la probabilidad de que se produzca una recesión mundial este año es baja.

Es importante señalar que la economía mundial se encuentra todavía en las últimas etapas de un ciclo económico, cuyo final no puede predecirse con exactitud.

En nuestra opinión, es necesario seguir de cerca los siguientes acontecimientos y tener en cuenta los escenarios de riesgo para el futuro. Hasta que se encuentre una solución, creemos que una nueva escalada de tension en la guerra comercial sigue siendo el riesgo más probable. Además, en caso de una nueva desaceleración del crecimiento, y dados los anuncios que han hecho anteriormente, consideramos arriesgado que los bancos centrales hagan un uso excesivamente cauto de sus medidas de política monetaria. Y, por supuesto, no hay que olvidar el riesgo geopolítico. Las recientes tensiones entre Irán y Estados Unidos muestran muy claramente que las manifestaciones de poder pueden convertirse rápidamente en acciones militares.

Aprovechar las oportunidades con flexibilidad

Tras la escalada de tensión en la guerra comercial entre Estados Unidos y China a principios de mayo, la preocupación por el impacto en el crecimiento económico mundial volvió a estar en la agenda. El resultado fue un brusco final de la tendencia alcista de los mercados mundiales de renta variable y de renta fija que había dominado desde principios de año. Por ello, esperamos un aumento de la volatilidad próximamente. Para reducir la volatilidad inducida por la renta variable y, al mismo tiempo, seguir beneficiándonos en una medida superior a la media de la caída de los tipos de interés estadounidenses que identificamos en nuestro escenario de referencia, creemos que era necesario reducir la exposición a la renta variable y ampliar aún más la duración del fondo Ethna-AKTIV. No necesitábamos ajustar nuestra cartera de bonos sólida y global al nivel de un solo bono. Esta asignación, que representa casi el 80% de la cartera, seguirá siendo el núcleo de la misma.

Como ya hemos mencionado, dado que seguimos creyendo que la probabilidad de que se produzca una recesión en los próximos 12 meses es remota, sólo pretendemos mantener nuestra exposición a la renta variable en este nivel bajo a corto plazo. Tan pronto como la incertidumbre que rodea a la guerra comercial se calme, planeamos aumentar de nuevo la exposición a la renta variable. En un entorno de tipos de interés globalmente bajos y de crecimiento moderado, es probable que en el futuro haya pocas alternativas a las inversiones en renta variable. A largo plazo, esto probablemente dará lugar a múltiplos de valoración significativamente más altos. Suponiendo que se resuelvan las disputas arancelarias, podemos incluso prever nuevos máximos anuales a lo largo del año. Creemos que la asignación del oro en el Ethna-AKTIV será cada vez más importante y atractiva debido a los bajos tipos de interés reales. Después de años de consolidación lateral y una política de tipos cada vez más acomodaticia, era sólo cuestión de tiempo que el metal precioso subiera y, en nuestra opinión, un aumento de precios hacia nuevos máximos históricos es cada vez más probable a largo plazo. En el mercado de divisas, la apreciación del dólar frente al euro en los próximos seis meses es el escenario más probable para nosotros. En el mercado de divisas, la apreciación del dólar frente al euro en los próximos seis meses es el escenario que consideramos más probable y supone un movimiento hacia la paridad. Esperamos que Estados Unidos siga creciendo más rápido que Europa y que los problemas políticos europeos no resueltos sigan pesando sobre la divisa. Es por eso que hemos sobreponderado la posición del dólar estadounidense en la cesta de divisas del fondo. Tras haberse beneficiado de la fuerte caída de los tipos de interés en los últimos nueve meses, no sólo en la cartera de obligaciones, sino también a través de la superposición de la duración, estamos tomando los beneficios generados por la superposición y nos mantendremos neutrales por el momento. A largo plazo, sin embargo, esperamos que los tipos de interés continúen bajando.

Este año también traerá una serie de cambios y eventos para los cuales el fondo Ethna-AKTIV, con su cuidadosamente diversificada cartera principal y su estrategia de inversión flexible y activa, está bien preparado. La liquidez y la independencia con respecto a los índices de referencia darán al fondo la libertad que necesita.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.