www.economiadehoy.es

Preparando un viaje a Turquía

Estambul, Turquía.
Ampliar
Estambul, Turquía.
martes 23 de junio de 2020, 13:14h
No son pocos los que tienen en su lista de destinos el país que sirve de puerta entre oriente y occidente; Turquía. Un lugar asombroso que ofrece espacios únicos y espectaculares, gente simpática y amigable y una gastronomía para chuparse los dedos. id:59994
En la preparación del viaje soñado a Turquía no es suficiente con tener claros los lugares que se quieren visitar y las actividades que se quieren llevar a cabo. Para que un viaje a este país exótico resulte todo lo cómodo y seguro que debe ser, son necesarios varios documentos e información sobre las normas, costumbres, leyes, monedas… y una serie de recomendaciones que hará que el turista disfrute más y mejor de la experiencia.

Documentación necesaria para entrar en Turquía

Los españoles, en general, tienen las puertas abiertas en cualquier país, en Turquía también, aunque esto no excluye una serie de documentos que hay que llevar y presentar ante las autoridades competentes si estas los solicitan.

Es necesario para entrar en Turquía el DNI o el pasaporte con una validez mínima de 6 meses, además de un visado. Afortunadamente, para obtener este permiso burocrático no hace falta dirigirse a ninguna oficina, basta con tener un ordenador y acceso a internet para tramitarlo de forma online.

Visados

Con carácter general, los ciudadanos españoles estarán exentos de visado para entrar en Turquía, siempre y cuando la estancia máxima no supere los 90 días o bien por propósitos específicos (investigación académica, trabajo remunerado, estudios, etc.).

El Visado Turquía se puede sacar con antelación a la llegada al aeropuerto turco (aconsejable), con el visado electrónico en la página oficial del Gobierno de Turquía o en la web reseñada con el enlace anterior para una duración de 180 días y con un coste de 29 euros. En la plataforma web visagov.com, se facilita el procedimiento al rellenar un sencillo formulario en tres pasos, datos, revisado y confirmación del pago, y recepción del visado aprobado.

Seguridad y sanidad

En términos de criminalidad y delincuencia, Turquía es un país bastante seguro, pero sí que existe un riesgo elevado de los llamados ataques terroristas, ya que se encuentra en situación de conflicto bélico con Siria e Irak, países con los que comparte frontera.

Dejando aparte la situación de emergencia surgida a partir de la pandemia del coronavirus y para las que se han tomado medidas especiales de las que habrá que informarse en el Ministerio de Sanidad, las condiciones sanitarias en es este país son, en general, aceptables. Sin embargo, siempre es recomendable contratar un seguro médico que cubra gastos médicos y repatriación en caso necesario. En este seguro es conveniente que se incluyan posibles accidentes derivados de las actividades que se vayan a realizar durante el viaje.

Divisas

La Moneda en Turquía es la lira turca (1 euro son dos libras, aproximadamente). Este país no tiene límite para la entrada de divisas, pero sí que tiene restringida su salida hasta un máximo de 5.000 dólares estadounidenses al cambio. No hay por qué preocuparse por las oficinas de cambio, pues abundan, sobre todo en Ankara y Estambul. El cambio de billetes puede realizarse en los aeropuertos, hoteles, oficinas de cambio y bancos comerciales. Por otra parte, la red de cajeros funciona bien y es posible utilizar las tarjetas españolas para obtener liras turcas sin problemas. En el enlace sugerido en este párrafo se ofrecen más consejos sobre cómo actuar en relación al dinero una vez que se esté en suelo turco.

Qué ver en Turquía

No queda espacio suficiente en este artículo para recopilar ni tan siquiera una pequeña parte de todo lo que se puede ver en este país euroasiático. En cualquier caso, no hay que dejar de perderse por las calles de Estambul y comer en algún puesto callejero, mezclarse con su gente y vivir la verdadera esencia del pueblo turco, siempre amable y sincero.

En relación a los lugares imprescindibles que hay que visitar, a continuación se ofrece un pequeño listado.

Estambul

La ciudad de las mil y una noches, o la de las siete colinas, sirve de puerta para que las culturas de occidente y oriente se mezclen sin miedo. Por eso es tan peculiar esta ciudad, donde lo más acertado para el visitante es que se pierda por sus calles y conozca de primera mano la idiosincrasia de un pueblo lleno de mixtura que lo hace único.

En los paseos por sus calles atestadas de gente, el turista tendrá destinos prefijados, como la Mezquita Azul o de Santa Sofía, subir a los miradores de la Torre Gálata, entrar en el Palacio Topkapi o hacer un crucero por el Bósforo.

La Capadocia

Sin lugar a dudas, el lugar más fascinante de toda Turquía. Ubicada en el centro del país y declarada Patrimonio Común de la Humanidad, este espacio extraterrestre con extrañas formaciones rocosas (chimeneas de las hadas) deja sin aliento a todos los turistas. Un viaje en globo para una mejor observación de este mágico lugar, senderismo por el Valle de las Palomas, visitar el museo al aire libre de Görenne son algunas de las actividades que deben hacerse en este lugar.

Pamukkake

Seguimos con la otra gran atracción turca. El castillo de algodón lo forman una serie de terrazas a 160 metros de altura que han formado piscinas naturales gracias a una serie de movimientos tectónicos que abrieron fuentes termales ricas en minerales. El aspecto global es el de un fantástico castillo de algodón con piscinas de un azul claro. No es de extrañar que también haya sido declarado Patrimonio de la Humanidad.

Otros lugares que no deben dejar de visitarse son el Monte Nemrut, Efeso, las Tumbas Licias de Myra, Aspendo, Antalya, Pérgamo Afrodisias…

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios