www.economiadehoy.es
Desde HOSTELERÍA DE ESPAÑA advertimos que el Plan de Impulso al Sector Turístico no resuelve lo más urgente y necesario
Ampliar

Desde HOSTELERÍA DE ESPAÑA advertimos que el Plan de Impulso al Sector Turístico no resuelve lo más urgente y necesario

Plan de Impulso al Sector Turístico

jueves 18 de junio de 2020, 13:53h
El Plan de Impulso al Sector Turístico no se entiende sin la extensión de los ERTEs por fuerza mayor hasta finales de año en el sector turístico, a pesar del acuerdo de los agentes sociales. id:59825
Desde HOSTELERÍA DE ESPAÑA, como organización empresarial que representa a más de 270.000 restaurantes, bares, cafeterías y pubs de todo el país, junto con las asociaciones territoriales de hostelería a las que representamos, mostramos nuestra disconformidad con el Plan de Impulso al Sector Turístico presentado hoy por el presidente del Gobierno.

Desde que comenzara la paralización del sector ocasionada por la crisis de la Covid-19, desde el sector turístico hemos pedido al Ejecutivo la participación activa en la elaboración de este plan en reiteradas ocasiones. Pese a que hemos trasladado nuestras peticiones con las medidas de rescate que necesita el sector para no hundirlo más, las medidas contempladas en dicho plan no son en absoluto suficientes.

Una de las medidas más urgentes que el sector turístico necesita es la extensión de los ERTEs por fuerza mayor hasta finales de año. Nuestro sector se ha visto inmerso en un periodo de inactividad de casi cuatro meses, y pese al comienzo de la actividad, va a ser imposible recuperar los valores de empleo anteriores a la crisis, con un descenso significativo de la actividad turística este 2020. Pese al acuerdo de los agentes sociales en este sentido, el plan presentado hoy no contempla esta medida que es de carácter urgente para el sector.

Otra de las medidas que hemos hecho al Gobierno y que no se han contemplado, son los planes para incentivar el turismo local. Sin incentivos, no vamos a poder reactivar el sector. Agradecemos el esfuerzo del Ejecutivo en la campaña de comunicación y publicidad para fomentar el turismo nacional que contempla el plan, pero la economía de los españoles se ha visto gravemente dañada con esta crisis y, sin ayudas económicas, el nivel de reactivación no va a ser suficiente. Necesitamos planes de incentivo como han hecho otros países europeos: subvenciones a empresas de actividad turística y bonos turísticos para gastar en hostelería de la geografía española, entre otros.

En este sentido, los 4.262 millones de euros (de los que 3.300 corresponden a líneas de financiación ICO y Thomas Cook) que el Gobierno va a inyectar al turismo son insignificantes para un sector que aporta el 12,3% del PIB. No podemos permitirnos dicha cantidad cuando otros países europeos han destinado cantidades infinitamente superiores, siendo países en los que el turismo es también importante pero que tiene menor peso en las economías de sus países. Francia ha destinado un total de 18.000 millones de euros, Italia, 55.000 millones, y Grecia, 24.000 millones.

Por otro lado, la financiación es otro de los puntos que no se ha tenido en cuenta. Pese a los 2.500 millones de euros de tramo preferente para el sector turístico en las líneas de avales ICO incluidos en el plan, el sector necesita líneas de financiación específicas para las pequeñas y medianas empresas, que son quienes conforman en su mayoría el conjunto del entramado turístico nacional. En esta línea, desde el sector hemos venido solicitando el establecimiento de microcréditos, de en torno a 25.000 euros de rápida concesión.

Observamos, en líneas generales, que el plan incluye una estrategia a medio y largo plazo, pero el sector necesita inyección de liquidez desde ahora mismo, momento en que debería haber comenzado la temporada alta, en el que muchos establecimientos no han podido abrir sus puertas y, sin más ayudas, tememos que no puedan hacerlo.

Además, el sector turístico español no puede permitirse ir a la cola de Europa en la reactivación del turismo internacional. Hemos sido el único país que ha autorizado la llegada de turistas más tarde del 15 de junio. En cuanto a las medidas de prevención, España ha sido de los más restrictivos de los 7 países europeos clave en cuanto al turismo se refiere (España, Portugal, Francia, Grecia, Hungría, Austria e Italia).

Queremos trasladar una llamada de atención de manera urgente porque el Ejecutivo no está otorgando al sector turístico la atención que se merece, teniendo en cuenta que supone el 12,3% del PIB del país y que es el país con mayor peso de este sector en su PIB. De hecho, da empleo a 2,7 millones de personas (el 13,5% del empleo total de la economía), cuyo 63% corresponde a empleados del sector de la hostelería.

España es el segundo país en recepción de turistas, por detrás de Francia, con 83,7 millones de visitantes en 2019. Además, es el segundo país con mayores ingresos por turismo, por detrás de EE.UU.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios