www.economiadehoy.es

Reunión de marzo del BCE

El BCE adelantará la compra de activos de emergencia

El BCE adelantará la compra de activos de emergencia
Ampliar
viernes 12 de marzo de 2021, 12:23h
Tal y como se esperaba entre los inversores, el Banco Central Europeo ha intensificado esfuerzos para frenar el incremento de los rendimientos de los bonos europeos durante su reunión de política monetaria. id:69356
El BCE adelantará la compra de activos de emergencia
Ampliar
Los tipos de interés se mantuvieron sin cambios, al igual que el volumen del Programa de Compras de Emergencia para Pandemias del BCE. Sin embargo, el BCE indicó explícitamente que aumentaría el ritmo de compras en el marco del programa en los próximos meses, lo que da muestra de su creciente preocupación por el aumento del rendimiento de la deuda pública. Según comunicó el banco, "el Consejo de Gobierno espera que las compras durante el próximo trimestre en el marco del PEPP se realicen a un ritmo significativamente mayor que durante los primeros meses de este año". Estas operaciones se llevarán a cabo de forma flexible en función de las condiciones del mercado, "con vistas a evitar un endurecimiento de las condiciones de financiación que sea incompatible con la lucha contra el impacto de la pandemia en la trayectoria prevista de la inflación".

A diferencia de la Reserva Federal, los miembros del BCE han manifestado su preocupación por el reciente aumento del rendimiento de los bonos. Los bonos estatales se han vendido de forma bastante intensa en todo el mundo en lo que va de 2021, haciendo que el rendimiento de esos bonos suba considerablemente. El rendimiento del bono alemán a 10 años, por ejemplo, ha subido unos 25 puntos básicos en lo que va de año (gráfico 1), lo que supone un cierto riesgo para una recuperación que depende en gran medida del éxito en el suministro de la vacuna en el bloque. Se había especulado con la posibilidad de que la reticencia del banco al aumento de los rendimientos pudiera desencadenar una nueva ampliación del PEPP, pero, dado que ya está previsto que el enorme programa se prolongue hasta marzo de 2022, es poco probable que esto ocurra. Creemos que la promesa del banco de adelantar sus compras de activos pone de relieve su voluntad de limitar los rendimientos de los bonos, sin hacer ninguna modificación radical de la política que pueda perturbar la estabilidad del mercado.

En su declaración, la presidenta Lagarde adoptó un tono moderado. Señaló que la continuidad de las altas tasas de contagios y las restricciones pesarán sobre el crecimiento a corto plazo, y que los nuevos datos apuntan a una continua debilitación económica en el primer trimestre. Tras haberse contraído en el cuarto trimestre de 2020, el bloque se encamina hacia una "doble recesión" en el primer trimestre. Sin embargo, las previsiones del banco sobre el PIB se han mantenido prácticamente sin cambios desde diciembre, y el BCE prevé un crecimiento del 4% en 2021 (3,9% en diciembre), del 4,1% en 2022 (4,2%) y del 2,1% en 2023 (sin modificar). Teniendo en cuenta cómo ha ido hasta ahora el suministro de vacunas en el bloque, es ligeramente sorprendente la leve revisión alcista de la previsión del PIB para 2021 y el cambio en la evaluación del riesgo, que pasa de "inclinado a la baja, pero menos pronunciado" a "más equilibrado".

Mientras tanto, la previsión de inflación para este año también se modificó al alza, hasta el 1,5% desde el 1,0% (1,2% en 2022 y 1,4% en 2023), aunque según Lagarde se espera que sea temporal y esté condicionada en gran medida por un aumento de los futuros del petróleo en los próximos meses. Lagarde también subrayó que el banco examinaría cualquier aceleración temporal de la inflación.

Los inversores de bonos reaccionaron al anuncio de ayer haciendo bajar ligeramente los rendimientos, y el rendimiento alemán a 10 años tocó brevemente su nivel más bajo desde el 18 de febrero. La reacción en el mercado de divisas también fue muy discreta: el EUR/USD solo bajó ligeramente tras la rueda de prensa de Lagarde. Creemos que el anuncio de adelantar las compras no ha sorprendido. Sin embargo, esta falta de tolerancia a los rendimientos más elevados supone un pequeño riesgo a corto plazo para el euro, especialmente frente al dólar. La Reserva Federal no parece preocupada por el aumento de los rendimientos de los bonos del Tesoro de EE.UU., aunque debería aclararse su postura cuando el FOMC anuncie su última resolución sobre políticas el próximo miércoles.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios