www.economiadehoy.es
Qué es el perfil de riesgo y su importancia para contratar productos financieros
Ampliar

Qué es el perfil de riesgo y su importancia para contratar productos financieros

jueves 19 de diciembre de 2019, 18:23h
Los productos financieros son adquiridos cada vez por más gente y es que pueden ayudarte en muchas ocasiones, como a la hora de adquirir una propiedad o solucionar cualquier imprevisto que pueda surgir. id:53441
Sin embargo hay que saber elegir cuál es el producto financiero que mejor encaja con cada situación o con cada persona, para ello es importante tener en cuenta el perfil de riesgo que supone cada producto.

Actualmente existen empresas que ofrecen un servicio de asesoramiento e información en estos términos para ayudar al comprador, Credexia es una de ellas. Contar con la ayuda de un experto siempre puede ser beneficioso a la hora de elegir.

Qué es el perfil de riesgo

El perfil de riesgo no es más que un análisis de la situación financiera de cada solicitante para saber a ciencia cierta qué intereses y que cantidades se ajustan a sus necesidad y si dispone de una solvencia económica para hacer frente a su devolución.

Para ello se contempla el nivel de ingresos del solicitante, su situación financiera en el momento en que se va a realizar la solicitud, los gastos a los que tiene que hacer frente, su estabilidad laboral, si tiene alguna deuda y las garantías adicionales, como un aval.

Tipos de riesgos financieros

Por riesgo financiero entendemos la incertidumbre que puede tener el inversor sobre la rentabilidad que le puede producir una inversión. También incluye la desconfianza de que no sea posible la devolución del capital o que las variaciones del mercado desestabilicen dicha inversión.

Según el motivo podemos encontrar diferentes tipos de riesgos financieros:

Riesgo de crédito

Se da cuando una de las dos partes no cumple con las obligaciones de pago que se han establecido en un contrato previo.

Si un comprador solicita un préstamo para realizar cualquier compra y no cumple con las cuotas mensuales, entonces estamos hablando de un riesgo de crédito ya que se corre el peligro de el dinero no se recupere nunca.

Riesgo de liquidez

Tiene lugar cuando una de las partes contractuales es propietario de activos pero no posee la liquidez suficiente para poder asumir todas las obligaciones establecidas. Esto se da sobre todo en empresas que no son capaces de hacer frente a las deudas que tienen a corto plazo vendiendo todos sus activos.

Riesgo de mercado

Depende de las condiciones del mercado, se da cuando hablamos de operaciones financieras que se desarrollan en el marco de los mercados financieros.

Existen diferentes tipos dependiendo de las condiciones:

  1. Riesgo de Cambio: Se asocia principalmente al tipo de cambio que tiene una moneda frente a otro. Sobre todo afecta a aquellas personas que son propietarias de inversiones en países con cambios de divisa.
  2. Riesgo de tasa de Interés: Depende de que los tipos de interés suban o bajen. La cantidad de dinero puede ser menor o mayor en referencia a un tipo de interés. Un claro ejemplo es el de las hipotecas variables, que sus cuotas pueden aumentar o disminuir en función del comportamiento del Euribor.
  3. Riesgo de Mercado: Afecta a las pérdidas que puedan producirse dentro de una misma cartera debido a los agentes o factores externos, como operaciones que dependan de ella. Es uno de los riesgos financieros más comunes.

Tipos de Perfiles de Riesgo

Se puede definir el concepto de perfil de riesgo como la capacidad que tiene, el interesado en adquirir un producto financiero, en asumir las pérdidas que pueda general dicha inversión. Por lo que está relacionado con el nivel de riesgo que este está dispuesto a tolerar.

Hay que tener en cuenta que al igual que puede que una pérdida inicial pueda producir grandes ganancias finales, también se expone al riesgo de perder toda la inversión si se sumen riesgos demasiado elevados.

Para determinar qué perfiles de riesgo existes se tienen en cuenta una serie de características. Los principales perfiles son tres:

  1. Perfil Conservador: aquellos inversores que no tienen en cuenta la posibilidad de correr riesgos y asumir pérdidas. Las razones pueden ser varias: falta de capital, desconfianza o porque no les interese asumir riesgos.

Su principal intención es mantener intacto el capital de la inversión, por eso optan por productos financieros que tengan una rentabilidad asegurada aunque sea baja. Como los depósitos a renta fija.

  1. Perfil Moderado: Estos inversores tienen una cierta tendencia asumir algunos riesgos para poder obtener una buena rentabilidad, pero sin que puedan perder demasiado.

Suelen invertir la mayoría de su capital en depósitos de renta fija y una pequeña porción en inversiones de renta variable, como acciones.

  1. Perfil Agresivo: Este perfil se caracteriza principalmente porque los inversores no reparar en pérdidas. Suele tratarse de perfiles jóvenes o empresas con un capital tan abundante que pueden permitirse asumir pérdidas altas.

Su elección del producto financiero se basa en un análisis exhaustivo para ver de dónde pueden sacar más rentabilidad. Suelen invertir casi todo su capital en renta variable aunque también reservan una pequeña parte para inversiones a renta fija que le sirvan de colchón para compensar las pérdidas, en el caso de que las haya.

Tener en cuenta todos los factores de riesgo, los perfiles que existo y los agentes que los condicionan es una buena estratégia para seleccionar un producto financiero con una rentabilidad exitosa.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Economía de Hoy

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.